¿Cada mes te llegan facturas desmedidas de luz? ¿No te sientes cómodo con la temperatura del interior de tu vivienda? ¿Quieres reducir el estrés térmico? Si has contestado que sí a alguna de estas preguntas, tenemos la solución a tu problema. ¡Aísla y rentabiliza!

El aislamiento térmico de una casa o local podría ser la óptima inversión, puesto que goza de varias ventajas:

  1. Minimiza los gastos de luz:
    Se estima que puedes ahorrar hasta el 60% en la factura de la luz si tienes tu vivienda bien aislada.
  2. Mejora notablemente la acústica:

No vas a sufrir los ruidos de los vecinos que organizan fiestas hasta las 3 de la madrugada cada martes; ni te van a oír a ti si haces lo mismo.

  1. No pierde eficacia:

Una vez invertido el dinero en aislamiento, no es necesario mantenimiento, pues el material es muy duradero.

  1. No altera la estética:

Ya que el material es introducido en las paredes, la estética de tu vivienda no va a padecer ningún cambio. No vas a verlo, pero sí que vas a notar el confort de una casa con la temperatura ideal.

  1. Ecológico:

Los materiales que utilizamos para el aislamiento son 100% ecológicos. Además, se reducen las emisiones de CO2 y el impacto negativo sobre el medio ambiente.

Estas son solo algunas de las muchas ventajas de las que vas a disfrutar si aíslas tu casa o tu local comercial. Aislando una vez, ahorrarás toda la vida.

Cuidar de la ecología nos beneficia a todos. El cambio climático, la contaminación energética y el debilitamiento de la capa de ozono son algunos de los numerosos retos a los que se enfrentan tanto cada individuo a nivel personal como la sociedad entera de hoy en día.

Por ello es tan importante encontrar soluciones ecológicas en nuestras empresas. Una de ellas podría ser una limpieza de fachadas que proporcionase un modo eficaz de mantener el edificio en buenas condiciones y, a su vez, no causar daño alguno al medio ambiente.

Gracias a nuestra innovadora tecnología, por medio de la inyección de agua osmotizada (un producto no contaminante), se alcanza una mayor eficiencia para el mantenimiento de los edificios.

Apuesten por una limpieza ecológica y sostenible que no solo favorecerá la imagen de su marca, sino que también ayudará a hacer nuestro futuro más prometedor.